Adocine destaca el crecimiento y los beneficios económicos de la industria cinematográfica

14

La Asociación Dominicana de Profesionales del Cine (Adocine) ha presentado un exhaustivo análisis sobre el impacto positivo de la industria cinematográfica en República Dominicana, justo en un momento clave ante los posibles cambios que podrían incluirse en la Ley de Cine en la próxima reforma fiscal.

Según el informe de Adocine, la industria del cine ha experimentado un crecimiento notable gracias al marco regulatorio establecido por la ley 108-10, convirtiéndose en un pilar fundamental de la economía nacional.

Cifras

Se estima que más de 25,000 empleos directos e indirectos han sido generados, con un destacado 55% ocupados por mujeres, reflejando un avance significativo hacia la inclusión y equidad de género en el sector.

Hans García, Presidente de Adocine, resaltó que este crecimiento ha beneficiado tanto a grandes estudios como a pequeñas y medianas empresas locales, que representan el 88% de los proveedores de servicios en la industria.

«El apoyo continuo ha fortalecido la estructura empresarial del país, contribuyendo al desarrollo de una clase media más sólida y dinámica», afirmó García.

El informe también destaca que la industria cinematográfica dominicana ha impulsado el consumo interno y ha fomentado la creación de más de 375 nuevas empresas de servicios y productoras, consolidando empleos estables y sostenibles a lo largo del tiempo.

Aporte fiscal

En términos fiscales, Adocine subraya que todos los empleos generados son formales, lo que no solo garantiza derechos laborales adecuados, sino que también facilita el cumplimiento de las obligaciones tributarias, fortaleciendo así el sistema fiscal del país.

«Este análisis viene acompañado de propuestas de autorregulación que buscan optimizar los recursos y asegurar una distribución equitativa de los beneficios fiscales, sin comprometer el crecimiento continuo de la industria«, enfatizó García.

Adocine reafirmó su compromiso con el desarrollo sostenible de la industria cinematográfica en República Dominicana, trabajando en colaboración estrecha con el gobierno y el sector privado para seguir potenciando este valioso sector que no solo enriquece culturalmente, sino que también transforma positivamente la economía y la sociedad dominicana.

«El apoyo continuo ha fortalecido la estructura empresarial del país, contribuyendo al desarrollo de una clase media más sólida y dinámica»Hans GarcíaPresidente de Adocine

La alerta

En un conversatorio organizado por la Academia Dominicana de Periodistas de Arte y Espectáculos se analizó el tema. Allí el productor de cine, Gilberto Morillo, encendió las alarmas ante una eventual modificación a la legislación de fomento a la industria del cine en especial al artículo 34 que sustenta a la industria nacional, dando así el primer paso para el desmonte de la Ley 108-10 (Ley de Cine).

Morillo comunicó que, a pesar de los excelentes resultados que ha dejado al país, existen planes concretos para afectar la Ley de Cine.

En la actividad también estuvo, durante la primera hora, la titular de la Dirección General de Cine, Marianna Vargas Gurilieva, quien debió ausentarse para atender otros compromisos

En la jornada, que tuvo como escenario uno de los salones de la Cinemateca Dominicana, también participaron como expositores, el cineasta Archie López, la productora de cine Desirée Reyes, la directora de operaciones de Caribbean Cinemas, Zumaya Cordero, y la abogada y periodista Laura Castellanos.